miércoles, 15 de abril de 2009

Meet Yune

Photobucket

Nombre: Yune
Apodos: 'la niña de la ventana'
Día de llegada: 20/12/08
Edad: 6
Cabeza: Leeke-D Soda
Cuerpo: Luts Honey Delf
Peluca: Castaña tirando a naranja
Ojos: Naranjas
Maquillaje: Mio

Personalidad:
Es una chica obediente con los mayores pero no es muy conversadora, se limita a contestar las preguntas que le hacen y nada más. Ve a los médicos como algo necesario para tratar su enfermedad pero no le gustan y la incomodan bastante.
No sabe cómo se llevaría con los demás niños ya que debido a su enfermedad no puede entrar en contacto con ninguno de ellos, pero gracias a la ventana de su habitación ya ha 'fichado' a algunos que le gustaría conocer.

Le gusta:
Mirar el exterior por una ventana que hay en su habitación, le causa mucha curiosidad ver los niños juguetear en el patio a la hora del recreo pero lo que más le gusta es ver las nubes pasar y los pájaros volar por el cielo libres.
Tiene un pajarito anaranjado con un ala rota que esconde en una caja de cartón debajo de su cama, es su único amigo y se pasa horas cuidando de él y contándole todo tipo de cosas.

Odia:
Los médicos, su enfermedad, la soledad, el miedo de estar encerrada en su habitación para siempre.

Historia resumida:
Como la mayoría de los niños del orfanato en el que vive, desconoce quienes son sus padres y de donde procede, sin embargo, hay algo que la hace especial.
Debido a una enfermedad que sufre desde que tiene uso de razón, debe de quedarse en una habitación fuera de todo tipo de contacto que no sea estrictamente necesario. Es una habitación pequeña situada en el piso más alto del edificio aunque, para su alivio, tiene una pequeña ventana por la que mira con curiosidad y tristeza el mundo exterior.
Un día, se despertó con un ruido en su habitación que no podía identificar. Provenía de debajo de la cama y parecía de algo asustado que se golpeaba por todas partes. Al mirar asustada el vacío que tenia debajo de su colchón, vio un pajarito anaranjado con un ala rota que se agitaba con ansiedad buscando una salida.
Ante tal desesperación Yune se lanzó por instinto a auxiliar al desesperado animal, sin reparar que al ser un elemento del exterior podría caer gravemente enferma, según le habían dicho tantas veces aquellos médicos. Sin embargo, y para su sorpresa, no le ocurrió nada.
Dicho evento le produjo una inmensa felicidad y juró cuidar de aquel pajarito hasta que su ala se curase por completo, guardándolo en una caja de cartón debajo de su cama.
Todos los días se asoma a su pequeña ventana y mira el exterior con melancolía, preguntándose si llegará el día en que pueda salir de su 'prisión'.

3 comentarios:

Sun dijo...

Pobreta, siempre solilla u.u
Me he quedado pillada, que enfermedad tiene?

Lauz dijo...

jou, pobreta.
Pues me encanta su carita y su pelo. Es adorable.

Sayu dijo...

¡Pero que preciosidad de niña y de historia TT! A ver si la llevas a alguna quedada que quiero hacerla mil fotos ^^